Una silueta que se dibuja continua. La mano del ebanista se hace presente en el contorno del respaldo: una delicada torsión que completa la estructura.

 

DISEÑADA POR:

Federico Churba