CPU HOLDER

Este soporte está debajo de la superficie de la mesa, dejando más espacio para trabajar. Se ata un CPU a la parte inferior de un escritorio. Montado sobre una base, puede deslizarse y girar, por lo que todas las partes del CPU y sus conexiones permanecen accesibles.

Se monta en una superficie y puede colgarse una CPU de forma vertical u horizontal.

 

ERGONOMIA

Gira 360 ° para facilitar el acceso a las conexiones. Soporta hasta 75 libras

 

MOVILE CPU HOLDER

El soporte pone un CPU fuera de la superficie de trabajo y hace que sea móvil. Tiene ruedas, por lo que se puede rodar a cualquier lugar al que está fuera del camino.

Logrando su movilidad en cualquier momento para permitir la accesibilidad a conexiones de los cables.

CPU Holder sostiene el CPU en una posición vertical. Unas almohadillas de espuma protegen el CPU.

 

ERGONOMIA

El CPU Holder se expande desde 6-1/2 "a 9-1/2" de ancho. Soporta un CPU de hasta 60 libras.